Víctor Villar Epifanio
Víctor Villar Epifanio

Normalización política: Ni ángeles, ni demonios

Ed. Diario Progresista (www.diarioprogresista.es), 28 de febrero de 2013

 

El "caso Pistorius" nos lanza una verdad difícil de digerir para el paternalismo reinante respecto a la discapacidad. Y si a ello se une el mito de la superación personal en el deporte y la discapacidad, que trataremos en otro momento, el digerirlo es prácticamente imposible. Pero del "caso Pistorius" ya han hablado mis homólogos en El Diario.es (www.eldiario.es).

Lo mío es la política. Me explico.

 

En el caso de la política, me gustaría poner un ejemplo que es posible que escandalice a más de una mente bien pensante.

 

Corría el año 2004, en marzo para más señas, concretamente el día 22 cuando un “pobre ancianito” ciego y en silla de ruedas salía de orar pacíficamente, sin saber (supuestamente) que estaba marcado de forma invisible con una diana. Segundos más tarde, el ancianito salía literalmente volando por los aires por obra y gracia de un misil “inteligente”, (disculpad la contradicción), del Ejército israelí.

 

Naturalmente no es mi intención de valorar la acción de terrorismo de Estado o “asesinato selectivo” de Israel, no es mi campo. Eso se lo dejo a mi buen amigo Carlos Braverman y sus homólogos y homólogas en Palestina. Lo que a mí me interesa es que los servicios secretos israelíes no dudaron ni un instante en señalar, seguir, vigilar y asesinar a una persona con discapacidad física y visual. Al oficial de turno no le tembló la mano al apretar el gatillo. Aunque no apruebo esta acción, digo: ¡Bien por ti!

 

Si, bien por él. Bien por no hacer distinciones entre enemigos con y sin discapacidad, lo contrario hubiese sido humillante para el Jeque Ahmed Yasim y para todos.


Por otro lado, hay que felicitar, salvando las distancias ideológicas, naturalmente a Hamas por dar ese poder real a una persona con discapacidad. Tan real era su poder que le costó la vida.

 

Naturalmente, ese es un caso extremo, pero me temo que a ninguna persona con discapacidad de quienes nos dedicamos más o menos en España se nos tome tan en serio por propios y ajenos. Mi viejo amigo Ignacio Tremiño, desafortunadamente, no es una excepción.

 

De eso trata la normalización política: Que te valoren tanto en tu bando, como te odien en el bando contrario.


Actualidad

¡Texto! Puede insertar contenido, moverlo, copiarlo o eliminarlo.

 

 

Víctor Villar Epifanio

Crea tu insignia
Víctor Villar Epifanio

Promociona también tu página
Versión para imprimir Versión para imprimir | Mapa del sitio Recomendar esta página Recomendar esta página
© Víctor Villar Epifanio

Página web creada con 1&1 Mi Web.